RADIO ONLINE 24HS (PlayCelular)

martes, 15 de mayo de 2012

Acuerdo pone fin al conflicto y restituyen 6 horas para médicos

A las 00:30 de hoy, el Gobierno y la Central Obrera Boliviana (COB) firmaron un acuerdo que dio por finalizados el paro médico y las movilizaciones del sector Salud en repudio al decreto 1126.

    El acta de entendimiento plantea en uno de los consensos la elaboración de un decreto supremo que suspenda el decreto 1126, referido a las ocho horas de trabajo para los trabajadores en Salud, que dio origen a las protestas del sector el 28 de marzo.

    El anuncio hecho por el ministro de la Presidencia, Juan Ramón Quintana, detalló –en conferencia de prensa- que el futuro decreto debe constar de tres parágrafos: el primero, debe confirmar la suspensión e inaplicabilidad del 1126 hasta que se realice la Cumbre de Salud.

    El segundo punto es la convocatoria a dicha Cumbre y el tercer parágrafo restituye las normas administrativas previas a la aprobación del decreto 1126, con lo que se mantiene la jornada laboral de seis horas para los funcionarios de Salud.

    El secretario ejecutivo de la Confederación de Trabajadores del Sistema Público de Salud, José Gonzales, aseguró que tras la firma del acuerdo se da por terminados el paro médico, que inició el sector el 28 de marzo, así como las movilizaciones.

    “Si bien desde hoy las actividades en salud van a ser normales paulatinamente, se declara un cuarto intermedio de la huelga general indefinida hasta la Cumbre”, aclaró Gonzales.

    Añadió que los despidos de funcionarios y galenos que respaldaron el paro quedan sin efecto, mientras que una comisión discutirá alguna variación en el caso de los descuentos

    Otro de los puntos consensuados entre el Gobierno y la COB es la incorporación de los trabajadores municipales en salud a la Ley General del Trabajo, para lo que habrá una reunión la próxima semana, anunció Quintana.

    También se establece la derogatoria de los artículos 234 y 232 del Código Penal, referidos a la penalización del derecho a la huelga. Se define que el resarcimiento a las víctimas de dictaduras se analizará en reuniones con el Ministerio de Justicia. Se compromete la reactivación en el aparato productivo.

    También incluye el fortalecimiento institucional para proteger los derechos de los trabajadores. El máximo dirigente cobista, Juan Carlos Trujillo, planteó que el acuerdo da respuesta sólo al punto de su pliego petitorio referido al sector Salud. “Hemos dado solución a un punto del pliego nacional de la COB. Es sólo un punto, hay otros en los que debemos seguir discutiendo”. El conflicto es desactivado luego de 46 días de paro médico y más de un mes desde el inicio de piquetes de huelga de hambre.
Pagina Siete