Header Ads Widget

Acta y advertencia de multa por la portación del "chuño"

#ARGENTINA#BOLIVIA
Acta del SENASA por el Chuño
La papa deshidratada más conocida como el chuño en Bolivia es prohibida en los pasos fronterizos de la Argentina. El alimento andino puede ser causante de un antecedente según las autoridades de la frontera La Quiaca-Villazón.

Muchos bolsos y maletas posan en fila frente al scaner del Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria SENASA y la Administración Federal de Ingresos Públicos AFIP. Por fuera del área de revisión están los de gendarmería. Controlan a los camiones y también a los transeúntes. Dentro de las oficinas de control del paso fronterizo hay cuatro a cinco autoridades con sus respectivos distintivos del SENASA y la AFIP. Uno o dos agentes controlan a los viajantes y deciden si tiene que ser requisado de cabeza a los pies o si tiene que sacarse alguna prenda de vestir, puede ser la campera o los zapatos o alguna prenda sospechoso.

Del otro lado están los que revisan las pantallas del scaner, y uno último que abre las valijas sospechosas. Por ahí pasan todo lo permitido según Resolución del SENASA N°295/99 y Nº 299/99 un listado de mercancías de origen animal y vegetal que se pueden introducir por los puntos de ingreso al país a través del transito de personas y/o equipajes acompañados, por no constituir un riesgo desde el punto de vista zoofitosanitario.

Aunque no menciona a la papa deshidratada que estaría en los alimentos no rotulados, favorecía su ingreso cómo un alimento tradicional del país de origen en pequeñas cantidades. Una vez pasado por las pantallas del scaner un agente con voz de mando dice "ése bolso". "Abralo por favor", dice en ésta ocasión una mujer robusta de pelos ondulados de color marrón con acento norteño que firma como Tec. Fernanda, de Tráfico internacional Centro Regional del Norte SENASA.

Se la saluda con un "Buenos días". Con efecto de menos precio no contesta el saludo por la prisa o por ir directo al objetivo: el chuño. Con su mano derecha e izquierda de manera brusca agarra los alimentos prohibidos que el escáner le mostró. Son dos bolsitas pequeñas de Chuño o papa deshidratada de aproximadamente un kilo. Uno lo tira al piso y otro lo pone en la mesa seguramente por la pregunta:

-Porque me lo saca
-porque son alimentos prohibidos por el SENASA
-son papas deshidratadas, lo venden en las dietéticas de Buenos Aires. Aparte es poquito, no pesa ni un kilo. Son de consumo personal.
- No señor está prohibido. Presteme su DNI, le voy a hacer un acta.

Son cientos de personas que deciden traer algún alimento de deleite personal cómo aditamento para una comida. Son alimentos propios de alguna región con algo más que su sabor: lo propio de una provincia o un recado en forma de regalo.

Las escenas se repiten cada día cuenta un bagallero de la zona. "Tenías que darle a la señora de allá al frente para que te lo haga pasar por el río, dice en forma irónica señalando a una mujer que camina con una bolsa vacía.

Otro viajero asombrado por la escena cuenta que en algunos casos llegan a ser de llantos y tristeza. "Una abuela llevaba dos quesos, Quinua y chuño y se lo sacaron todo. Y éso que era poquito. La señora llevaba para sus hijos como regalo o para cocinarcelos. Lloró mucho y ni así le devolvieron. No entienden", comenta. "He viajado por Chile y Perú y ésto no pasa cuando es pequeña la cantidad. Se sabe que es de consumo personal y no para la venta", y otro pasajero en forma de apoyo agrega: "por vuelo si es poquito no te dicen nada. Lo que pasa es que lo quieren para ellos, para venderlo aquí, en el norte también lo consumen. No lo tiran".

Chuños, papas, Quinoa, postres bananos, condimentos, quesos, especies ojas de Coca etc. son objetos de decomiso por el SENASA.

En Buenos Aires u otras provincias, los productos prohibidos por el SENASA, de contrabando o de producción local y en grandes cantidades se puede conseguir en los lugares más concurridos por la colectividad boliviana.

Previo a la firma y la entrega de las actas por parte de la Tec. del SENASA, pasados los 30 minutos, frente a muchos de los afectados que se vieron sustraídos de los productos prohibidos y su DNI dice: "Que sea la última vez que traigan estos alimentos. La próxima tendrán que pagar una multa y te decomisan. Ustedes ya tienen un antecedente. Son cosas prohibidas. Son leyes. Son normativas de la Argentina. Yo les aviso. Porque luego dirán nadie me avisó, nadie me dijo nada(...) Si quiere hacer uso sanitario, diríjase a Paseo Colón en Buenos Aires. No me acuerdo la dirección. Si quiere sacarlo, Ahí le cobrarán la multa", finaliza la mujer.

El SENASA es un organismo descentralizado, con autarquía económico-financiera y técnico-administrativa y dotado de personería jurídica propia, dependiente del Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca, encargado de ejecutar las políticas nacionales en materia de sanidad y calidad animal y vegetal e inocuidad de los alimentos de su competencia, así como de verificar el cumplimiento de la normativa vigente en la materia.

También es de su competencia el control del tráfico federal y de las importaciones y exportaciones de los productos, subproductos y derivados de origen animal y vegetal, productos agroalimentarios, fármaco-veterinarios y agroquímicos, fertilizantes y enmiendas. En otra area pero con la misma competencia la AFIP es el organismo que tiene a su cargo la ejecución de la política tributaria, aduanera y de recaudación de los recursos de la seguridad social de la Nación argentina.